El Expreso de la Nostalgia: Leyendas Cubanas (II)

El Expreso de la Nostalgia: Leyendas Cubanas (II)

Tras una breve pausa por el cambio de locomotora las canciones acuden con puntualidad periódica. Convencidos de la inmediatez de ese amanecer musical libertador que representa el viaje en el Expreso de Nostalgia, seguimos entregados. Aunque somos conscientes que ninguna lógica frena pasiones y afectos, a veces vivimos atrapados en la burbuja del recuerdo de históricas canciones que colapsan nuestra memoria.

El viaje se convierte en un refugio del ruido artístico. No dudamos en zambullirnos  entre los abismos musicales donde logra trascender la inmortal Orquesta Aragón. Sus historias entrelazadas a ritmo de son y charanga con su inmortal tema: El Bodeguero.

Asistimos a la reaparición de viejos fantasmas musicales donde se impone el ritmo y la emoción. Vivimos una larga parada  de nostalgia desatada donde la música se rige por el principio fundamental del recuerdo. Si hurgamos en las cercanías de nuestro árbol genealógico encontraremos alguna relación con Cuba: autores universales, ilustres instrumentistas, letristas del corazón y  dominadores virtuosos. De repente un utópico “asalto a los cielos musicales” donde Dámaso Pérez Prado nos altera con una dosis de Mambo, que rico Mambo. Y aquí resuena de nuevo.

Hartos de la indiferencia y el olvido de sus contemporáneos enmudecieron durante años. Hasta que sobrevino el milagro de Buena Vista Club a través de la mano del genial Ry Cooder. Voces propias relegadas a un olvido perenne, sin explicación alguna, se reconcilian, a finales de los 90, con el gran público que desconocía la longevidad de su existencia artística. Eliades Ochoa, Ibrahim Ferrer, Compay Segundo nos deleitan con conciertos magistrales. Hasta siempre maestros.

Las canciones nos son testimonios musicales estáticos y conclusos, sino ámbitos capaces de generar continuas interferencias comunicativas entre sí. Los trovadores Pablo Milanes y Silvio Rodríguez nos desvelan sus posibilidades narrativas. La recurrencia nostálgica se alcanza en temas como

Exploramos la elegancia de la cancionera del bolero cubano Olga Guillot. El ritmo ayuda a deleitarse todavía más con la propuesta que nos ofrece. En el inaplazable viaje sus interpretaciones son elocuentes

Las historias musicales esculpidas en el corazón, canciones  irrepetibles, conciertos  ejemplares. Artistas carentes de tabúes artísticos. En suma lecciones del paso de su existencia musical. Se silencian las personas pero no sus carreras. Cantantes fetiches con una declaración de principios clara. “Salsa es una cosa que se le echa a la comida”, decía Tito Puente, que cuando bromeaba prolongaba sus afirmaciones: “Ahora la llaman Salsa, después la podrán llamar ‘sofrito’, pero para mí siempre será música cubana”.

Pues Eso, aunque nadie como  Celia Cruz para demostrar la influencia de la Salsa en la música estadounidense, la semilla la pone el bueno de Chano Pozo con el jazz afrocubano en los cuarenta. Y su tema Manteca.

Nunca ha existido tan alto consenso entre los viajeros. Su popularidad es unánime. Las canciones dotadas de una letra perpetua nunca se agotan. Aunque enmudecemos para escuchar, Los minutos de silencio no están permitidos por las punzadas nostálgicas y comenzamos a cantar a coro.

No se resistan a aceptar la evidencia, el olvido de las experiencias musicales pretéritas nos puede hacer perder legitimidad. Amplifiquemos los homenajes, honrándolos en futuros viajes, esa es la mejor forma de reafirmar sus figuras.

El viaje se convierte en una inmersión musical al recordar los artistas favoritos. Este artículo no es más que una aspiración a extender su biografía. Por eso su recorrido se prolongará en el tiempo. El anuncio de próxima estación Valencia Nord nos despierta del profundo sueño matutino. Aquí acaba este trayecto de maquinista sobrevenido. Agradecido por la oportunidad tan inesperada. Queda tan solo algo pendiente:  Próximo Expreso de la Nostalgia con destino a …. Continuará.

Tino Carranava  es Periodista /@tinocarranava @gourmetren 

Fotografía portada: Magán /Domingo    

Comparte y disfruta:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *