“Ni esto era un avión, ni esto era un tren”

“Ni esto era un avión, ni esto era un tren”

Pasadas las fechas señaladas que han conmemorado el inicio del primer servicio de alta velocidad ferroviaria en España hace 25 años, hemos reunido a diferentes profesionales de los primeros equipos de Renfe que trabajaron en el lanzamiento del servicio. Jefes de tren, tripulantes y técnicos de gestión de operaciones. Hombres y mujeres que recuerdan claves, dudas, anécdotas y la expectación de un momento histórico para el ferrocarril en nuestro país. Iniciamos la serie con los primeros profesionales que se pusieron al mando de la máquina.

A Manuel, Alfredo y Andrés les cuesta creer que se haya alcanzado este aniversario. Como parte del primer equipo de Jefes de Tren del Ave en España, pocas personas como ellos para saber el nuevo valor que adquirió el tiempo de una jornada cuando los trenes empezaron a conectar Madrid y Sevilla en dos horas y treinta minutos. Nos hablaron de las referencias de Japón, de Francia y la tecnología que se incorporaba y para la que fueron seleccionados y entrenados durante meses. Alguno dijo: “Ni esto era un avión ni esto era un tren”, porque un tren de alta velocidad nada tenía que ver con el ferrocarril convencional. Se ponía en marcha un sistema integrado entre vía y tren que suponía un nuevo modelo en todos los sentidos: seguridad, fiabilidad, confort y velocidad.  Con ellos al frente.

Jero Martín es Periodista

Comparte y disfruta:
Hay 3 comentarios de para este artículo
  1. Miguel at 20:49

    Unos verdaderos profesionales y responsables en su trabajo, sin ellos y su implicación no huera sido tan fácil poder tener el éxito que se tuvo.

    • Renfe Author at 7:29

      Hola, Miguel, gracias por tu comentario. Efectivamente, coincidimos contigo; sin la profesionalidad e implicación de los trabajadores, no habría sido posible. Un saludo,

  2. Carlos at 17:47

    Pero para mantener esta profesionalidad e implicación de los trabajadores actuales y futuros es necesario que se les inculque el amor a su Empresa, que ellos mismos se sientan Empresa y no trabajadores asalariados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *